MANIFIESTO PARA LA REFUNDACIÓN DE LA POLÍTICA (6)

Publicado en por VIENTOS NUEVOS

                                                      Capitulo: 6

                                       LA REFUNDACIÓN: EPÍLOGO
 
En los anteriores capítulos me he centrado en la denuncia de la degradación de los políticos neoliberales, en la orgía  de robo a la que se ha sometido a la ciudadanía mundial, el posible camino para enmendarlo con la presión ciudadana y en este último quiero aportar mi punto de vista sobre cómo hacer una refundación autentica de la política,  de los políticos, y del pensamiento de la ciudadanía, para que la humanidad desarrolle sus vidas en un mundo lo más cercano posible a esa "Arcadia más o menos feliz"  que cito en un artículo  , un mundo digno donde merezca la pena vivir, donde tengamos cabida todos, y que por muy utópico que pueda parecer es totalmente factible, viable e ilusionante, si no queremos que esto se convierta en un estercolero insufrible.
 
Antes de seguir quiero advertirles que lo que van a leer puede que no les guste, pero es lo que hay.
 
Como dije en el primer capítulo hay pocas cosas nuevas que se puedan decir y que no hayan sido escritas, por eso dije que lo enfocaba en base a un  análisis muy simplista, que traducido quiere decir entendible por todo el mundo, entre otras cosas porque la historia ya no la puede cambiar nadie,  es lo que es y solo nos tiene que servir  para una vez visto lo visto convencernos de que no se puede seguir así ni un minuto más.
 
Hasta aquí la humanidad ha sido formada en base a unos fundamentos filosóficos desarrollados por los pensadores mas sesudos que han escrito sus tratados a base de grandes tochos de literatura, muchas veces infumables y que solo llegaban a las élites, dejando al pueblo raso totalmente al margen de cualquier aportación o enseñanza (hasta quemaban los libros para que no cayera en malas manos), a veces uno tiene la impresión que solo han servido para que los eruditos se luzcan en las tertulias citando pasajes interesantes de tal o cual autor para demostrarle a los demás  cuan culto es y cuanto ha leído.
 
Pues bien, retomando el primer capítulo ahora viene el análisis de los resultados, y éste análisis a mi me dice lo siguiente.
 
Sin entrar a analizar al ser humano desde sus ancestros hasta hace 150 años por ejemplo, debido a que el proceso evolutivo estaba donde estaba y no es cuestión de exigirles mucho, a partir de ese punto sí que se nos tiene que juzgar por lo que hemos hecho y por lo que no.
 
Lo que hemos hecho hasta aquí es un mundo verdaderamente asqueroso, hemos sembrado la historia de tropecientas guerras que han producido millones y millones de muertos entre la ciudadanía, hemos sembrado los corazones de odio para que vayan a esas guerras insuflados de orgullo patrio y defiendan con ardor los intereses de la clase dominante que son siempre los motivos por lo que van a las guerras, quedándonos los ciudadanos con nuestros muertos y la miseria de siempre.
 
Hemos hecho un mundo donde los pobres son cada vez más pobres, el hambre en vez de disminuir aumenta cada día a mas capas de la población, los poderosos son cada vez más poderosos, hemos hecho un mundo en donde los ciudadanos somos capaces de votar a políticos corruptos sin ponernos  rojos de vergüenza, hemos hecho un mundo donde las capas de la sociedad que tienen que transmitir la cultura a las nuevas generaciones e inculcarles el comportamiento ético aprendido en esos tratados de filosofía, han vendido su alma al poderoso para que se les inculque que sin ellos el mundo sería peor, hemos hecho un mundo donde los ciudadanos consentimos que nuestros gobiernos fabriquen armas infernales que pueden destruir el mundo 1000 veces y encima nos sentimos orgullosos.
 
Cuando más arriba citaba que es posible que alguien no le gustaría lo que aquí puede leer es porque se le puede empezar a caer la careta de la falsedad en la que se ha convertido su vida, y  empiece a sentirse  avergonzado de su parte alícuota de responsabilidad en esta tragedia a la que nos han llevado los que nosotros hemos elegido.
 
Quiero empezar por nosotros los ciudadanos porque somos los únicos que podemos cambiar el futuro, un futuro en el que ya no podremos inhibirnos de nuestra responsabilidad, la era de Internet va a cambiar muchas cosas y una de ellas es la formación de la ciudadanía sin la influencia de los acólitos del poder, ya no podremos poner escusas alegando ignorancia, porque la cultura ya está en manos de quien quiera beber en ella, está en la red. 
 
Pero para ir abriendo boca les diré que el famoso 1º mundo al cual pertenecemos, también llamado mundo civilizado, de civilizado no tiene nada, tampoco somos más listos que nadie, simplemente estamos en una posición de poder dominante y aniquilamos a cualquiera que pueda poner en cuestión esa situación, a mi particularmente me da vergüenza ser un miembro de este llamado mundo occidental y me gustaría contribuir a cambiarlo, somos una sociedad muy enferma, sofista hasta decir basta, nos creemos que vivimos en una democracia cuando sabemos que es mentira, es una dictadura y bastante cruel que se alimenta estimulando el hedonismo de sus ciudadanos porque sabe que nunca les vamos a pedir cuentas de donde lo sacan con tal de que lo tengamos en el plato.
 
Nos permitimos unos ejércitos fascistas que son el brazo armado de nuestras multinacionales, que están esquilmando el planeta a marchas forzadas masacrando civilizaciones enteras y condenando al tercer mundo al hambre endémica, y que en aras de la economía mantenemos una industria armamentista que está inundando el planeta de micro guerras  para que se gasten el poco dinero que tienen en engordarnos el culo a nosotros, que consentimos las patrañas que nos cuentan de la economía ficción con que gobiernan nuestras vidas creando una competitividad insolidaria de carácter patológico.
 
Todo esto y mucho más que se puede escribir, es lo que nosotros estamos consintiendo, y de lo cual somos tan responsables como el que más, por eso he querido empezar por la ciudadanía para la refundación de la política porque la solución principal está en nuestras manos y solo en nuestras manos, porque díganme ¿de quién es la mano que lleva el voto a la urna?, ¡Vamos, que esto es un axioma incontestable!.
 
Dado que la historia es la que es, y que el movimiento 15M puede ser el punto de partida para el nacimiento de una autentica conciencia ciudadana que sea capaz de inculcar la fuerza de la colectividad, para refundarnos los ciudadanos deberíamos de:
 
1-    Pensar que un grano no hace el granero, pero ayuda al compañero  y terminan haciendo un silo, osea, que se conciencie coda uno de nosotros de la importancia que tenemos individualmente y la responsabilidad y solidaridad que trasmitamos al de al lado hará que todo el silo sea igual de sano.
 
2-    Que nos concienciemos de que nuestro voto en una urna es el arma más poderosa que tenemos, hacer asambleas de barrio que funcione el boca a boca para tratar los problemas que nos acucian y entre todos elegir bien a los políticos que tienen que gestionar la sociedad, desterrando para siempre a los corruptos y a todo lo que huela  a los que defienden al gran capital, es muy importante distinguir el grano de la paja, el acto de votar tiene que tener una gran trascendencia para nosotros y jamás deberíamos votar al que ha traicionado las  esencias por las que le votamos, y desterrar para siempre el pensamiento derrotista de que nada se puede cambiar, y no malgastar un voto muy necesario con la abstención o en blanco, ¡de eso se ríen los que se ríen! 
 
3-    Desdogmatizarnos, y exigir que las religiones sean desterradas del ámbito público y de la enseñanza, la religión es un acto individual y privado de cada cual y ahí debe de permanecer.
 
Concienciarnos de que nadie puede someternos a su voluntad ni tener el poder absoluto sobre nuestras vidas, tenemos que buscar el amparo en la colectividad y en las leyes que emanen en defensa de la ciudadanía.
 
5-    Tenemos la obligación moral de aislar socialmente a los poderosos incluso negándonos a trabajar para ellos, que se laven su ropa ellos mismos.
 
6-    También tenemos la obligación de desarrollar nuestra colectividad ciudadana para una educación como consumidores, alejándonos  todo lo posible de las grandes superficies y fomentar el consumo en el comercio de barrio, que es el que verdaderamente reactiva la economía real.
 
7-    Concienciarnos que las grandes multinacionales son unos de los mayores enemigos de la humanidad, y declararlas en nuestro ámbito privado como un elemento peligroso para nuestras vidas.
 
8-    No creernos para nada el slogan de que el empresario es ese bienhechor que generosamente nos contrata, y reflexionar sobre lo del huevo y la gallina, (primero se genera la demanda y después se genera el empresario que cubre el hueco que sino cubriría otro, no nos engañemos)
 
A grandes rasgos estos serían los principales puntos para una refundación de nuestra conciencia ciudadana y de clase, y ser conscientes de que unidos nadie puede con el pueblo, ¿Qué gobierno resistiría una desobediencia civil y fiscal? ¡¡NINGUNO!! .
 
                     PARA LOS POLÍTICOS Y LOS PARTIDOS
Aquí también me gustaría retrotraerme otra vez al primer capítulo, donde dije que el “capitalismo” es intrínsecamente malo, lo cual me parece un axioma difícilmente rebatible, por lo que siendo consecuente no voy a entrar a juzgar a los partidos de derechas, quiero pasar de ellos porque una sencilla regla de tres me dice que si el capitalismo es lo que es, los que lo defienden y alientan… X=capitalismo.
Por lo tanto y siguiendo en el primer capítulo, se acuerdan que escribí de la izquierda actual con dos definiciones:
Las llamé “rescoldos del socialismo” (socialdemocracia)
 Pero a una parte de esos rescoldos los definí como en estado de schock, intentando recomponer sus bagajes ideológicos, vamos, como andando en el alambre esperando que algún viento les tire, y caiga donde caiga aquí me quedo.
La primera a mi me parece… no me parece, creo que es irrecuperable, ya sé que de los rescoldos siempre puede surgir alguna brasa que pueda reavivar la hoguera, pero en este caso sería la hoguera de las vanidades, sinceramente para mí ya es irrecuperable, lo único salvable de esta quema será parte de sus bases electorales, ciudadanos indignados que les quede el suficiente orgullo para ver con claridad la estafa ideológica que le han encajado durante años y los mande a paseo definitivamente.
De los segundos, a ver si tenemos la suerte de empujarlos un poco para que caigan del lado bueno, para decirles como queremos que se comporten en adelante, y si no tranquilos que otros van a surgir que capten el mensaje, ¡¡queremos políticos con agallas”, ¡¡que escuchen al 15M sin complejos!! Y estén dispuestos a llevar a cabo sus demandas
A la izquierda no le queda otra que estructurarse en torno a una gran coalición electoral donde tienen que empezar a dejar a un lado las famosas corrientes ideológicas, que no han hecho otra cosa que dividir a la izquierda, y que en realidad no eran tales corrientes, sino… “yo soy más guapo que tu y me apoyan mas federaciones, así que el que más chifle capador”, “pues si pierdo formo otro partido”.
Si quieren seguir en política tiene que ser con ánimo de servicio a la ciudadanía, y no olvidando nunca el mandato que tienen, y que no es otro a partir de este momento que hacer desaparecer el capitalismo del mundo.
Se tienen que estructurar en base a un régimen asambleario que tiene que estar en asamblea permanente, lo que hoy llaman comités, estos comités tienen que tener dedicación exclusiva y bastante numerosa para corregir de inmediato cualquier desviación de programa de los parlamentarios, y ejecutar disciplinariamente las posibles irregularidades que se detecten en cualquier rincón. Estar en contacto permanente con la ciudadanía para latir al unísono con sus inquietudes y exigencias.
Según las leyes de la física, cualquier cosa es un microcosmos de un cosmos más grande, por lo que podemos deducir que si un partido es un microcosmos, el parlamento puede ser una réplica más grande pero con idéntico criterio salvando las diferencias,
A la política actual hay que darle la vuelta como a un calcetín, el parlamento tiene que formar comités de investigación independientes para fiscalizar el funcionamiento de las administraciones del estado, y las investigaciones de las irregularidades nunca las tienen que hacer los mismos órganos donde han surgido, si no unos comités totalmente distintos a la especialidad que investiguen, nunca un juez por ejemplo puede investigar a otro juez, el corporativismo sería inevitable, en el ámbito político no les tiene que temblar la mano a la hora de apartar a las manzanas podridas del cesto.
Las administraciones públicas tienen que ser transparentes totalmente, y de verdad, no como ahora, se tienen que publicar en la página web de cada administración todos los contratos que se firmen y los concursos que se saquen a subasta para que el ciudadano pueda tener un control de como se gasta su dinero, y porqué una empresa a ganado tal o cual concurso, creando mecanismo de control efectivos para la fiscalización de la actividad política.
Estos partidos tienen que asumir con valentía que la ciudadanía ya no quiere seguir mas con un sistema capitalista agotado, y tiene que dar los pasos a nivel local e internacionalmente para despojar a las grandes fortunas de su poderío económico y social vía impuestos elevadísimos, y aplicar un refrán que dice que es mejor estar solo que mal acompañado, eliminar de un plumazo la famosa globalización sustituyéndola por unas relaciones de comercio justo y de intercambio cultural y no tener miedo a la soledad, porque no tienen más que echar un vistazo a las demás ciudadanías del mundo para percatarse de que todas estamos esperando el pistoletazo de salida para hacer los mismo, se tienen que percatar que hemos entrado en la era de la “CIUDADANÍA” y de la información libre, QUE NADA VA A SER IGUAL A PARTIR DE AHORA, que no vamos a admitir eso de cambiar cuatro cosillas para que no cambie nada.
Que nadie se piense que va a ser fácil darle la vuelta al calcetín, pero tampoco crea que será tan difícil, porque puede ser tan fácil como transmitir el sentimiento de pertenecer a un movimiento ciudadano y de clase que forme una bola de nieve que termine aplastando todo rastro de poder absoluto. ¡¡¡¡Y RECORDAR SIEMPRE, UN GRANO NO HACE EL GRANERO…………!!!!.

Etiquetado en POLÍTICA

Comentar este post

Binah 03/22/2012 19:27

Interesante lo que dices Vientos, pero yo creo que hasta que la gente de la izquierda, en general, no se aclare qué ideología tienen que defender. O por lo menos qué intereses y no solo pensando en
la economía, sino también en los recursos y la naturaleza no avanzaremos.
Para ser sinceros y basarnos en la realidad, la ley electoral no influyó cuando al principio de la "democracia" el PC sacó 19 diputados con 1.709.890 votos.
Lo que significa que si la gente se concienciase en la importancia de defender un proyecto real y que favorezca la justicia social sin miedo se podrían conseguir los apoyos.
Yo pienso que damos tantas vueltas a la misma situación porque, en general, hay mucha gente que tiene asumido que siempre hubo ricos y pobres y que no hay solución.
Y por otro lado también hay mucha gente que vive muy bien, que tienen la vida más o menos resuelta y todo lo que sea protestar es buscarse líos que no van con ellos.
Realmente el problema lo tenemos en nosotros mismos.
Saludos Vientos.

pd: ¿la carretera está cortada? Porque no hay manera de circular por ella.

Libre pensador 09/16/2011 12:46


Estoy de acuerdo en que hay que refundar la política, pero creo que haces propuestas demasiado poco concretas.

Respecto lo de la coalición de izquierdas podría ser muy positivo, pero solo si es con la intención de reformular la ley electoral por una de más justa y representativa, para luego volver a
convocar elecciones y que saliera la REAL distribución del pensamiento de izquierdas.

No veo positivo que se forme una coalición de izquierdas de forma permanente pues iría en contra de la propia izquierda que es, por definición, más amplia y con más sensibilizaciones que la
derecha...


Adrian 08/04/2011 05:40


Pues puede que sea como dices. Lo del "orgullo" no lo se medir. Es sólo una apreciación personal, al suponer que no deberían sentirse "muy orgullosos" por votar a gente "encausada" en procesos
judiciales y que supongo que lo harán por falta de alternativas y no queriéndose inmiscuir en el detalle de unas investigaciones en curso. ¡A saber que hay detrás de todo eso! Mientras no aclaren
lo que ha pasado no puedes presuponer si se trata de un acto de corrupción, de una tapadera para financiar un partido político o de una obra humanitaria. ¿Quien sabe? Podría ser un ejercicio de
responsabilidad ciudadana el no dejarse llevar en unas votaciones por prejuicios hasta que estos no hayan sido aclarados. ¡Este mundo nuestro no es tan trivial como aparenta a primera vista! Pero
sí que me gustaría que se acabara con tan tanta corrupción y tanta injusticia como se ha dado o en demasiadas ocasiones, habiendo pasado desapercibido o sin haberse podido hacer nada. ¡Suerte!


Adrian 08/02/2011 18:50


Soy de la opinión de que ninguna afirmación es verdadera o falsa, sino de que todas tienen un peso, y un porcentaje de acierto. Con esta idea me he permitido valorar, como si de un, examen se
tratara, algunas de las afirmaciones que viertes en tu discurso, siendo esto lo que me ha salido:

Valoración de las afirmaciones (de 0 a 10)


Lo que hemos hecho hasta aquí es un mundo verdaderamente asqueroso, (3)
hemos sembrado la historia de tropecientas guerras (8)
que han producido millones y millones de muertos entre la ciudadanía, (9)
hemos sembrado los corazones de odio (5)
para que vayan a esas guerras insuflados de orgullo patrio (6)
y defiendan con ardor los intereses de la clase dominante (7)
que son siempre los motivos por lo que van a las guerras (5)
quedándonos los ciudadanos con nuestros muertos (1)
y la miseria de siempre (3).
Hemos hecho un mundo donde los pobres son cada vez más pobres (3)
el hambre en vez de disminuir aumenta cada día a mas (3)
los poderosos son cada vez más poderosos (3)
hemos hecho un mundo en donde los ciudadanos somos capaces de votar a políticos corruptos sin ponernos rojos de vergüenza (4),
hemos hecho un mundo donde las capas de la sociedad que tienen que transmitir la cultura a las nuevas generaciones e inculcarles el comportamiento (8)
ético aprendido en esos tratados de filosofía (¿?),
han vendido su alma (¿?) al poderoso para que se les inculque que sin ellos el mundo sería peor, (3)
hemos hecho un mundo donde los ciudadanos consentimos que nuestros gobiernos fabriquen armas infernales (9)
que pueden destruir el mundo 1000 veces (8)
y encima nos sentimos orgullosos (4).

Etc. Te recomiendo que hagas este mismo ejercicio, teniendo en cuenta que los que valoramos tambien nos equivocamos un montón... y verás, ¡que curioso! ¡Casi ni aprobamos con un 5!

YO ME CONFORMO CON TENER ACIERTOS POR ENCIMA DEL 50%

SALUDOS.


VIENTOS NUEVOS 08/04/2011 00:20



Hola Adrian, gracias por su valoración, pero no me resisto a comentar un detalle que me ha llamado poderosamente la atención, ya que creo que
está demasiado encorsetado en la disyuntiva sobre la verdad absoluta, y es la baja valoración cuando me refiero a la ciudadanía como un todo, al afirmar estas cosas: hemos hecho un mundo en donde
los ciudadanos somos capaces de votar a políticos corruptos sin ponernos rojos de vergüenza (4), y: y encima nos sentimos orgullosos (4).

Y ahora yo le ruego que haga un ejercicio de conciencia colectiva y dígame, en las últimas elecciones en las comunidades de Valencia y Madrid, ¿se veía mucho ciudadano avergonzado jaleando el
triunfo de los suyos por las calles?, o por el contrario, ¿se les veía orgullosos y henchidos de gozo por lo bien que votaron masivamente?, y yo lo que digo es que al tratarse de un todo,
efectivamente que las partes que se quedaron en casa tristes y avergonzados cuentan, de ahí lo de la relatividad sobre las verdades absolutas, pero…….lo que queda….son corruptos gobernando
votados masivamente por ciudadanos orgullosos.

Saludos



cArlos 08/01/2011 11:21


Por que no refundas con un poco mas de concreción.